// dolar_caida

Un informe del BCRA informa que la mitad de los dólares del endeudamiento de Macri se fugaron al colchón y el turismo

Política

Un informe del Banco Central de la República Argentina (BCRA) sostiene que en el primer bimestre de 2017 la demanda de dólares para atesoramiento y turismo consumió la mitad de los fondos obtenidos por el Estado nacional a través de la colocación de títulos en moneda extranjera y la solicitud de préstamos a bancos internacionales.

Los datos del Balance Cambiario publicados ayer evidencian que la formación bruta de activos externos, el ítem donde se imputa la demanda de billetes para atesoramiento y la demanda de divisas para transferencias al exterior, ascendió hasta los 3089 millones de dólares en febrero. El mismo dato había llegado a 3428 millones de dólares en enero y alcanzado los 4854 millones de dólares en diciembre pasado. La marca del finales de 2016 fue la más elevada desde noviembre de 2011 cuando el gobierno anterior decidió regular y limitar el acceso al mercado cambiario.

En tanto, la compra de moneda extranjera para turismo en el exterior demandó 1049 millones de dólares: 959 fueron para pagar gastos y 90 para pasajes. En enero la cifra global había trepado hasta 1433 millones de dólares. El giro de utilidades realizado por las multinacionales se ubicó en 125 millones de dólares en febrero y acumula 182 millones durante el primer bimestre de 2017. La inversión extranjera directa fue de 98 millones de dólares y suma 345 millones en el mismo período.

El Ministerio de Finanzas y el Banco Central tomaron deuda por una suma cercana a los 18.000 millones de dólares mientras que la dolarización de carteras y las divisas compradas para viajes se ubicaron en términos brutos en 9000 millones de dólares. Cuando se computan la deuda tomada por empresas y provincias, la fuga de capitales pasa a representar 3 de cada 10 dólares que ingresaron en el año. Las estimaciones elaboradas a partir del Balance Cambiario que el BCRA difundió ayer exponen la creciente vulnerabilidad externa de la economía a los movimientos de capitales. 

El informe de la entidad presidida por Federico Sturzenegger precisa que las compras de billetes ascendieron hasta 2335 millones y fueron concretadas por 862.000 clientes, cantidad 11 por ciento menor a las que accedieron al mercado de cambios para adquirir moneda extranjera en enero. El 12 por ciento de esas operaciones para compra de billetes físicos fueron por más de 2 millones de dólares. Como se vendieron 608 millones de dólares, la demanda neta para formación de activos externos de libre disponibilidad  totalizó 1865 millones en febrero.

“La salida de capitales financiada por la deuda externa es un problema endémico de la economía argentina. La dinámica actual no es sustentable a menos que ingresen dólares genuinos, comerciales o inversiones extranjeras. En esquemas de atraso cambiario como pasó con Martínez de Hoz y al final de la convertibilidad te endeudás hasta que no te prestan más”, advirtió Aldo Pignanelli, ex presidente del BCRA y economista del Frente Renovador.

Comentá esta nota!

comentarios

También te puede interesar:

Back to Top