CiudadPolítica y sociedadSain en Venado Tuerto: compromiso de trabajo coordinado y plan para mejorar a una policía “atrasada”

Juan Miserere31/01/2020
Compartir esta noticia
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Con la presencia del ministro de Seguridad de la provincia, Marcelo Sain, se llevó a cabo hoy la primera reunión de la Mesa de Coordinación Institucional en Seguridad local, enmarcada en el convenio de adhesión firmado por el intendente Leonel Chiarella con el gobierno provincial.

La resolución ministerial 01/2020 que crea la Mesa de Coordinación Institucional, e invita a los municipios a adherirse, constituye en la práctica “un ámbito de colaboración, complementación y trabajo conjunto en materia de seguridad local, como un aspecto fundamental de la seguridad pública”. Sin obviar el rol primario del Estado provincial en seguridad pública, esta institucionalización de estrategias y acciones parte del diagnóstico situacional en cada jurisdicción. De allí la importancia del Estado y los actores locales.

Tras agradecer la presencia del ministro, el intendente Chiarella consideró ante la prensa que para el Gobierno de Venado Tuerto “es importante poder dar este puntapié de trabajo conjunto con la Provincia, en temas tan trascendentes como la prevención y la seguridad de todos los ciudadanos; a partir de ahora podremos planificar políticas efectivas para poder dar respuestas en nuestra ciudad”.

Siguió con atención la rueda de prensa, un amplio conglomerado institucional integrado por representantes del MPA, jefes policiales, legisladores provinciales, concejales y funcionarios municipales. Y junto a Chiarella y Sain participó el secretario de Gestión Institucional y Social de la Seguridad, Jorge Lagna.

Objetivos y actores

Tres actores integrarán esta mesa: el intendente o un funcionario designado por él conforme el abordaje; un representante del Ministerio de Seguridad provincial, seguramente Jorge Lagna o alguien designado por él; y una autoridad policial a instancias del jefe de la URVIII.

Si bien habrá reuniones periódicas, se estableció un encuentro trimestral entre el ministro y el intendente para hacer los ajustes necesarios. En otra instancia, serán invitados jueces, fiscales, legisladores, sectores empresariales y actores de la vida social, aunque no en el nivel operativo de las decisiones.

Chiarella enfatizó que “cada uno de los Estados -provincial y municipal- y de las fuerzas de seguridad, con este trabajo conjunto, podrán brindar herramientas y estrategias para abordar esta problemática desde otro lugar. Desde el Municipio tenemos elementos para trabajar en conjunto, como lo venimos haciendo con el MPA (Fiscalía), la Justicia y todas las fuerzas de seguridad. Herramientas como el sistema de videovigilancia, la Guardia Urbana o la coordinación de operativos, las ponemos a disposición”.

Por su lado, el ministro Sain sostuvo que “no hay ninguna razón para que tengamos que trabajar en materia de seguridad pública de manera fragmentada”.

Dónde hacer foco

En su extensa alocución, el ministro de perfil más alto de la gestión de Omar Perotti dejó varias definiciones. Primero precisó que a través de esta mesa de coordinación “vamos a establecer prioridades a partir de un diagnóstico entre todas las problemáticas que se presentan. En segundo lugar definir la manera en que se van a abordar: acá el Municipio cuenta con una central de monitoreo con un sistema de cámaras, una guardia urbana y aportes al sistema policial. Queremos que eso se refleje en operativos conjuntos. El tercer componente es ver qué se necesita, porque todo el mundo dice que hay que comprar más cámaras o más patrulleros, sin ningún tipo de planificación”.

Luego hizo foco en el problema cultural de fondo que existe en la sociedad, que no debe ser soslayado al momento de abordar la cuestión delictiva: “El sistema policial de respuesta de eventos puede solucionar algunas cuestiones, pero no todas. Podés evitar un robo o que un macho mate a una mujer, pero no podés evitar que se compren cosas robadas o que alguien acelere el auto más de lo debido. Son problemas sociales, porque alguien compra lo robado, y eso no lo puede resolver solamente la policía. Y eso no se lo observa como un problema vinculado al mundo criminal”, sentenció el ministro.

Policías y comisarías

El responsable de la cartera de Seguridad valoró que una de sus primeras medidas fue incrementar el valor de los adicionales, expresando que “un policía cobraba por hora en los adicionales 126 pesos, lo que significa que estaban súper explotados. Y nadie se preocupa por eso, ahora lo aumentamos y los sectores que los contratan se quejan porque bancan la explotación laboral de la policía”, disparó.

También aseveró que Santa Fe “tiene una policía numéricamente chica y tecnológicamente atrasada. Tenemos un plan para fortalecerla pero va a llevar tiempo. Hay 22 mil efectivos, pero en tiempo real cumpliendo funciones son 3.100, mal distribuidos y con mucho desarraigo”.

Por último, cuando se le consultó por el pedido para abrir un destacamento en el barrio Ciudad Nueva, Sain fue tajante: “Para que una comisaría funcione bien, no es cuestión solamente de levantar las paredes, sino que se requieren entre 100 y 150 policías. Necesitamos una policía que dé respuesta inmediata y no una administración burocrática. Yo no gastaría dinero en una nueva comisaría”.

Leave a Reply

https://www.venado24.com.ar/archivos24/uploads/2019/07/ESTEVEZ-BANNER-WEB-OKEY.gif