CiudadRegiónEl Hospital de Venado Tuerto recibe cada vez más pacientes que requieren tratamientos costosos

Compartir esta noticia
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

El elevado costo de los servicios de medicina prepaga y la falta de una respuesta acorde por parte de las obras sociales está generando una mayor demanda de atención en la salud público, y Venado Tuerto y la región no son la excepción. Este fenómeno, que ya se viene observando en los últimos años, genera mayores inconvenientes en la actualidad con muchos tratamientos costosos que debe afrontar el sistema provincial de salud, con un gobierno nacional que además achica sus erogaciones.

El flamante delegado de la Región de Salud, Joaquín Sánchez de Bustamante, reconoció que la coyuntura económica genera dificultades, pero que se trabaja para dar siempre una respuesta adecuada a los pacientes ante una demanda cada vez mayor. “Nos está pasando todo el tiempo de tener pacientes que no pueden seguir pagando una medicina prepaga y se vuelcan a la salud pública, quizás el volumen de gente no es abrumador porque en Venado Tuerto hay un 60 por ciento de la población que cuenta con cobertura, y de ese volumen el 10 por ciento tiene las prepagas que abona de su bolsillo, el resto son obras sociales sindicales, provinciales o nacionales, puntualizó en una entrevista brindada a VerTV.

Sin embargo, la dificultad radica en que “a los financiadores (prepagas u obras sociales) se les hace cada vez más difícil afrontar los costos elevados de los tratamientos, entonces los pacientes no reciben la cobertura que les correspondería y se vuelcan al sistema público, y a veces son tratamientos de costos altísimos y hay que afrontarlos desde la Provincia porque a nivel nacional la respuesta que estamos teniendo en distintos programas es muy limitada”.

Los casos más frecuentes son tratamientos oncológicos que no se pueden interrumpir, y como el paciente no recibe respuestas decide volver al sistema público provincial: “En muchos ya se está dando respuestas y otros estamos trabajando para hacerlo”, sostuvo Sánchez de Bustamante.

Primeras semanas de gestión

Tras asumir en el cargo con el inicio de la gestión de Maximiliano Pullaro, el profesional contó que todavía está en la etapa de “recorrida y relevamiento para analizar cómo se encuentra el sistema de salud en la región”, reconociendo que la situación macroeconómica no ayuda y que “estamos retomando gestiones que han quedado olvidadas y en este momento estamos tratando de dar respuestas adecuadas, sabiendo que en salud hay que hacerlo en forma permanente.

Sánchez de Bustamante recordó que “el recurso humano no abunda, no sólo por una cuestión de cargos, sino que muchas veces no hay médicos en las localidades más pequeñas, porque se recibe menos gente y porque a los jóvenes les cuesta ir a esos destinos, entonces tenemos que encontrar instancias intermedias”.

Por eso se apunta a jerarquizar el trabajo de los enfermeros y los choferes de ambulancias en las distintas localidades a través del nuevo 107 (que ahora se denomina Seliar) para que puedan dar la primera respuesta y luego realizar el traslado a un efector de mayor complejidad en Rufino, Venado Tuerto o Firmat. En ese sentido, el funcionario aseguró que “encontramos muchos móviles en desuso en el 107, algunos que no se pueden recuperar y otros estamos trabajando arduamente para poder hacerlo”.

https://www.venado24.com.ar/archivos24/uploads/2019/07/ESTEVEZ-BANNER-WEB-OKEY.gif