PoliticaProvinciaLifschitz y Perotti oficializan el diálogo por la transición en la provincia

Compartir esta noticia
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

La administración de Miguel Lifschitz y la comisión de cinco representantes designada por el gobernador electo, Omar Perotti, abrirán formalmente mañana la etapa de transición hasta el cambio de mando en la Casa Gris, previsto para diciembre próximo.

Finalmente, ayer llegó el ansiado llamado del ministro de Gobierno santafesino, Pablo Farías, a la comisión conformada por los senadores provinciales Alcides Calvo y Armando Traferri; los diputados Roberto Mirabella y Leandro Busatto y el ex ministro Coordinador Rubén Michlig (última gestión de Jorge Obeid).

El encuentro tendrá lugar, a las 10.30, en el despacho de Farías ubicado en la Casa de Gobierno y servirá para poner sobre la mesa los temas que marcarán la fase de coexistencia en la provincia, como también tópicos a tener en cuenta a la hora de confeccionar el proyecto de presupuesto 2020.

La convocatoria a los referentes de Perotti se formalizó luego de una reunión que Farías mantuvo con Lifschitz. Y, si bien el titular de la cartera política oficiará de único anfitrión, posiblemente otros integrantes del gabinete provincial hagan lo propio en posteriores encuentros.

Días atrás, Perotti había avanzado con la definición de su equipo para la transición. Los designados fueron los legisladores Calvo, Mirabella y Busatto, tanto por su cercanía al rafaelino como por representar a sectores del PJ que colaboraron con el triunfo en las urnas.

Michlig, por su parte, estuvo en el traspaso entre el último mandatario peronista, Obeid, y el primer socialista en llegar a la Casa Gris: Hermes Binner (2007).

Respecto del probable contenido de la primera reunión en el marco de la transición, en la administración frentista optaron por el silencio de radio. “No queremos discusiones mediáticas”, se excusaron ayer por los pasillos de la sede gubernamental.

Lo cierto es que, en la previa, ambas partes coincidieron en la necesidad de encarar una transición ordenada y discreta. El jueves pasado, el equipo de Perotti mantuvo su primer encuentro y, en ese contexto, se delinearon los temas a acordar con la administración saliente para garantizar la coexistencia hasta diciembre.

Según los hombres del gobernador electo, uno de los puntos clave a analizar es la situación financiera de la provincia frente a la crisis socioeconómica que sacude a la Argentina, que hace caer la recaudación en una provincia donde rige la cláusula gatillo automática para evitar que los salarios pierdan poder adquisitivo.

En esa línea, y como ya dio cuenta La Capital, a Perotti no sólo le preocupa recibir una administración con un colchón de recursos similar al que tuvo Binner cuando asumió en 2007 sino que no se viole la ley de responsabilidad fiscal, que estipula que en el último semestre del año del fin del mandato no es posible realizar incrementos del gasto corriente.

Otro ítem que parece desvelar a la comisión creada por el senador nacional es la reducción de la planta de personal político en la provincia y una reformulación del gabinete (administraciones peronistas anteriores tuvieron ocho ministerios y la frentista los llevó a 13 y a tres secretarías de Estado).

Lógicamente, Perotti aspira a contar con la mayor cantidad posible de información como paso previo al armado de su propia estructura de poder.

Fuente: Diario Uno de Santa Fe

Comentarios
Compartir esta noticia
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter