Mauro CamillatoOpiniónCampaña 2019: el triunfo de los enunciados y la escasez de proyectos

Compartir esta noticia
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

No recuerdo la fecha puntual, ni lo encuentro en mis archivos (para colmo en esa época no había internet) pero fue por mediados de la década del 90 en pleno mandato de la famosa Ley de Lemas (aquella que el poder de turno, el reutemismo, inventó en Santa Fe para no perder las elecciones) que uno de los tantos candidatos a intendente de Venado Tuerto esbozo un faraónico proyecto que sorprendió y hasta fue causa de la apelación irónica de sus competidores. Es que el osado candidato presentó en campaña un proyecto para construir en Venado un río artificial.

Los años pasaron y lo que ayer fue blanco de risa y bromas hoy mutó en añoranza. Añoranza de aquellos tiempos en los que los políticos esbozaban proyectos puntuales. Hoy los “pospoliticos” ya no presentan proyectos, sino sólo esbozan enunciados que casi nunca conllevan el necesario “cómo”. A la vez dicha característica tiene que ver con otro denominador común de los distintos espacios, esto es la no existencia de programas determinados que se encuadren en distintas visiones ideológicas, ¡qué tiempos aquellos en los que se discutían ideas!

los “pospoliticos” ya no presentan proyectos, sino sólo esbozan enunciados que casi nunca conllevan el necesario “cómo”

Nada de proyectos

La semana que pasó los venadenses tuvimos “el lujo” de la visita de los precandidatos más importantes a la gobernación. Así en un par de días, casi pisándose, desfilaron por acá Antonio Bonfatti, María Eugenia Bielsa y Omar Perotti. En tanto, jornadas atrás también pasó por el sur/sur santafesino, José Corral.  Los cuatro casi compartieron la misma cualidad, esto es no dejar ninguna promesa de proyecto puntual, aunque sí generalidades o grandes enunciados. Siendo más precisos el único que presentó un proyecto con un adelanto de algún detalle fue Bonfatti (subsidio de tasas de interés a productores). Sólo uno, pero algo es algo.

Los cuatro casi compartieron la misma cualidad, esto es no dejar ninguna promesa de proyecto puntual, aunque sí generalidades o grandes enunciados.

Así el primero en andar por estos lares fue Corral quién sorprendió con su definición sin tapujo que demuestra hacía dónde va su cosecha de votos, así acudiendo a los comienzos de las ciencias sociales y a los primeros teóricos positivistas lanzó: “Antes que el comercio, la industria, la educación y la salud está el orden”. De esta manera, además de intentar defender las políticas del gobierno nacional (tarea nada fácil) insistió que su compromiso es la seguridad, sin detallar los “cómo” y se comprometió a realizar un Plan Hídrico (tampoco dijo de que se trataba dicho plan).

Por su parte, María Eugenia Bielsa dijo que sus propuestas giran principalmente sobre la inseguridad (aclaró que en ese sentido se ocupará principalmente en vulnerabilidad y el narcotráfico); y por otro lado el empleo. Otros enunciados sin los cómo correspondientes. Después la hermana del DT se encargó de diferenciarse su contrincante en la interna, Omar Perotti, aunque nunca lo nombró. Achacándole, entre otras cosas, su apoyo como senador a decisiones del gobierno nacional.

Perotti, también hizo eje en la inseguridad (blanco preferido de todos los candidatos de la oposición) y aseguró que otras de sus preocupaciones es la producción. “Es una provincia que tiene una economía que debe ser dinamizada, porque es un gigante dormido”, subrayó. Y casi realizando algo parecido a una propuesta dijo que la EPE “debe acompañar los momentos difíciles con tasas diferenciales”.

A Bonfatti le tocó defender las tres gestiones seguidas del Frente Progresista y destacó que su nuevo desafío es cambiar la matriz productiva de la provincia, allí presentó su idea de subsidiar tasas a emprendedores. Para luego resaltar que Santa Fe tiene la mejor educación pública y el mejor sistema de salud pública en Argentina.

Algo parecido sucede con los aspirantes a la intendencia locales, que por ahora sólo esbozaron críticas a la actual gestión o defensa de la misma, en el caso del propio José Luis Freyre, pero escasos o nulos proyectos a futuro.

Nada de programas

A todo esto, también se extrañan las épocas donde los políticos discutían grandes ideas, donde cada espacio tenía su programa específico que cumplía ciertas directrices ideológicas. Así la diferenciación entre un socialista, un liberal y un fascista (para nombrar las ideologías predominantes a mediados del siglo XX) se infería en  la jerarquización que le otorgaban a valores fundamentales de la democracia moderna: la “igualdad”, la “libertad” y el “orden”.

Se extrañan las épocas donde los políticos discutían grandes ideas, donde cada espacio tenía su programa específico que cumplía ciertas directrices ideológicas.

Por supuesto, esa diferenciación es cada vez más difícil de realizar, pues el pospolítico renuncia a la lucha por un nuevo orden, al cambio. Slavoj Žižek lo dice claramente, el pospolítico se ocupa de la reivindicación puntual, la queja, de un determinado grupo y se queda en eso: en una reivindicación puntual (la inseguridad es un ejemplo). De este modo, continua describiendo el  pensador de origen esloveno, “impide la politización real, pues la situación se politiza cuando la reivindicación puntual empieza a funcionar como una condensación metafórica de una oposición global contra Ellos”.

Así escuchamos a nuestros candidatos y se dificulta diferenciar uno de otro, y es que no hay más programas; pero además en el mismo partido o frente podemos encontrar pensamientos completamente diferentes sobre distintos temas estratégicos. En un mismo espacio conviven cultores de las privatizaciones y defensores del papel del Estado, impulsores del aborto legal y antiabortista acérrimos, punitivitas y garantistas, votadores de la leyes macristas con opositores a todo lo que huela a Cambiemos; etc, etc, etc…

Estamos en un momento en el que lo viejo no muere y lo nuevo aún no nace”, es la frase ultra citada de Antonio Grasmci, a la que nuestros candidatos hacen un culto. Mientras seguimos esperando que nos traigan proyectos o programas, aunque sea que nos prometan que van a construir un río artificial en Venado Tuerto

https://www.venado24.com.ar/archivos24/uploads/2019/07/ESTEVEZ-BANNER-WEB-OKEY.gif