Mauro CamillatoOpinión: ¡Rompan todo! La Cooperativa Eléctrica juega a fondo

Compartir esta noticia
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Por Mauro Camillato

El 20 de octubre de 1972 se desarrolló en el Luna Park uno de los primeros festivales del naciente rock nacional con las bandas más importantes del momento que terminó de la peor manera cuando en el comienzo del recital de Billy Bond y su grupo La Pesada del Rock irrumpió la policía y comenzaron desmanes que provocaron una batalla campal luego que el propio líder de la banda lanzará desde el escenario: “¡Rompan todo! ¡A la violencia se responde con violencia!”. Dicha historia fue desmentida por Billy Bond quien una y otra vez aclaró que no dijo tal cosa, pero lo real es que dicha arenga quedó inmortalizada y sirvió posteriormente como unos de los argumentos para legitimar la represión continua que vivieron los llamados despectivamente, “rockeros” durante todo el periodo del gobierno de facto.

46 años después de ese episodio por acá en Venado Tuerto los que decidieron “romper todo” parece ser son los integrantes del consejo de administración de la Cooperativa Eléctrica local (CEVT). Es que sobre el cierre de la semana la Municipalidad de nuestra ciudad recibió dos notificaciones de acciones de la Cooperativa Eléctrica (CEVT), por un lado un recurso de revocatoria administrativo tendiendo a que se declare la nulidad absoluta a la ordenanza 4859/16 que prevé el régimen de audiencias públicas y su decreto reglamentario; y por el otro una presentación judicial contra dos ordenanzas: la que crea las audiencias públicas en la ciudad y la que convocó a la Comisión Redactora.

Mientras un par de días anteriores se encargaron de enviar una nota al Concejo Municipal donde alertaron que podrían ingresar en cesación de pagos y por ende en la posibilidad de no poder prestar más el servicio.

Billy Bond y La Pesada del Rock, el día del "rompan todo"
Billy Bond y La Pesada del Rock, el día del “rompan todo”

Diálogo roto

Lo cierto es que la sorpresa sobre las decisiones tomada por el consejo de la CEVT no fueron menores sobre todo en los pasillos municipales, es que principalmente desde el Ejecutivo siempre se tendió a tener puentes abiertos con la entidad. Es más en la mayoría de las veces esos puentes se manifestaron en casi una complicidad enmarcada en un pacto tácito entre ambos. De hecho cabe recordar que desde San Martín y Marconi se tardó bastante en decidirse a sumarse a la demanda colectiva presentada por Usuarios y Consumidores Unidos (UCU) para retrotraer el aumento de la energía, solo lo hicieron luego que desde el legislativo resolviera avanzar y posterior a las manifestaciones realizadas por ciudadanos. De la misma manera demoraron un año y medio para opinar sobre el borrador del nuevo contrato de concesión redactado por el Concejo (también lo hicieron luego de las protestas de la gente).

“Esto empeora las cosas, esta disputa jurídica puede durar años y mientras tanto tenemos una situación sin resolver, al tiempo que la CEVT asegura tener un grave problema financiero porque recauda menos que antes. Es una decisión táctica y estratégica equivocada, la CEVT juega todas sus fichas a una buena resolución en el orden judicial, lo que cambia totalmente la relación entre el Municipio y la empresa”, valoró el secretario de Gobierno municipal, Jorge Lagna refiriéndose a las demandas contra el Municipio presentada por la entidad. Y agregó contundente: “Si antes había poco diálogo, hoy directamente está roto”.

De la misma manera se expresaron los concejales que decidieron el viernes por la tarde realizar la reunión de la comisión redactora y aclararon que a pesar de la decisión eléctrica van a seguir adelante con la redacción del nuevo contrato pero aceptaron que el dialogo con la entidad es ahora inexistente.

Bravuconadas eléctricas

Lo cierto es que la decisión eléctrica de “romper todo” fue  más difícil de comprender para los integrantes del Ejecutivo que no se esperaban esta reacción. De hecho están acostumbrados a distintas “bravuconadas” lanzadas desde Mitre y Belgrano, pero en ningún momento pensaron que se podrían llegar a esta instancia, sobre todo, porque tal como dijimos líneas atrás desde intendencia siempre se intentó tender puentes.

Además les llama la atención que esta medida la tomen en un momento de extrema debilidad, ya que el desgaste y el desprestigio de la CEVT en la ciudad es el más importante en los últimos tiempos.

Tampoco la clase política cree que la situación financiera sea tan complicada como plantean en la nota enviada al Concejo y en todo caso si fuera así habría que evaluar como estaban los números antes de la decisión judicial. Es decir, no es entendible que una entidad aparentemente sólida económicamente se encuentre en a las puertas de la cesación de pagos  luego del primer cimbronazo.

De hecho la propia magistrada que resolvió retrotraer el aumento eléctrico, desestimó ese argumento recordando que en su resolución ponderó los posibles problemas económicos en la CEVT. Así María Celeste Rosso, aclaró que por ese motivo decidió que el no aumento solo fuera para los usuarios residenciales (T1) no así para los grandes usuarios que tienen que abonar el incremento. De la misma manera también detalló que su fallo no impide el corte del servicio a aquellos que no paguen (otro argumento sostenido en la nota justificando el prejuicio económico que acarreaba la decisión judicial). Pero además Rosso indicó que su resolución tiene vigencia mientras no se realice la audiencia pública.

Al respecto cabe destacar que el Ejecutivo rápidamente reglamentó la ordenanza respectiva y que está todo listo para que la CEVT llamé a audiencia. De hecho no se comprende porque no lo hacen si la situación es tan límite como sostienen. En ese sentido Lagna lo explicitó: “La CEVT alega problemas económicos insalvables, yo no dudo que estar soportando un aumento le genera algún inconveniente; pero más allá de la defensa que hacen en la apelación del amparo, argumentando que no era necesario hacer una audiencia pública, en términos prácticos lo más conveniente para ellos era acceder a realizar la audiencia. Si la pedían, por estos días ya estaría por concretarse y luego podrían tomar una decisión con respecto al aumento”.

Pero además ahora tal como alertó la concejal y abogada, Viviana Downes, con la nueva decisión de la CEVT de presentar un recurso de revocatoria administrativo pidiendo la nulidad a la ordenanza que prevé el régimen de audiencias públicas, lo que termina provocando es que se dilate aún más el tema. Si sostienen que dicha ordenanza es nula eso significa que no pueden llamar a audiencia por lo tanto el aumento quedará para cuando la justicia resuelva también sobre este tema.

Portada de Así
Portada de Así

“Rompan todo”

Billy Bond sostuvo hace poco en una nota periodística que su “rompan todo”, más allá de si lo dijo o no, fue el primer grito revolucionario de verdad del rock contra la represión. Aunque quizás fue el aceleramiento de la estigmatización del rock en esos tiempos que perduró hasta la vuelta de la democracia. “El rock infernal. Hordas de hippies arrasaron el Luna Park”, tituló en ese momento el periódico sensacionalista Así.

Por su parte la decisión de “romper todo” del consejo de la administración de la CEVT, parece ser el comienzo de otra historia. Es que a pesar que todos los participantes de la última reunión de la comisión redactora desarrollada el viernes por la tarde declararon que seguirán apostando al diálogo con la entidad, no parece fácil que eso suceda.

Comentarios
Compartir esta noticia
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter