Mauro CamillatoOpiniónPandemia y elecciones: confirmaciones y roscas pendientes luego de la postergación de las fechas

Compartir esta noticia
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Finalmente el último jueves el gobernador Omar Perotti firmó el decreto que posterga las elecciones primarias y generales, en consonancia con lo resuelto días antes por el Congreso de la Nación, y la tranquilidad llegó a varios búnkeres de la política santafesina. Es que el viernes vencían los plazos para inscribir la lista con los precandidatos y la mayoría de los partidos tenían irresueltas sus respectivas roscas.

Así las cosas, ahora tendrán un poco más de tiempo y les queda un mes para tomar decisiones. Aunque en el actual contexto de pandemia, nada puede predecirse.

De todos modos, previamente tuvieron que apurarse para inscribir las alianzas y por acá la novedad (o no tanto) fue la constitución de “Primero Venado” una coalición distrital que anotó el oficialismo venadense en el Tribunal Electoral de la Provincia. De esta manera, más allá de seguir apostando al Frente Progresista a nivel provincial, definieron abrir la posibilidad de sumar otros partidos a la coalición local. Por ahora dicha alianza está integrada por la Unión Cívica Radical, el Socialismo y el Partido Demócrata Progresista; pero existen avanzadas conversaciones con integrantes del Frente para el Cambio que también se sumarian. O sea por acá parece que en la próxima elección se impondrá la lógica de la polarización (la grieta).

Mientras tanto, la otra novedad de la semana fue el extemporáneo lanzamiento de “Hacemos Santa Fe” un espacio dentro del peronismo liderado por el gobernador Omar Perotti. El rafaelino intenta con esta presentación la constitución de una marca provincial independiente del poder nacional, similar a la que logró el gobernador de  Córdoba, Juan Schiaretti, con “Hacemos Córdoba”.

El oficialismo quiere ampliar el Frente en Venado Tuerto

Primero Venado

La originalidad no es algo inherente a la clase política, por eso no sorprende la elección del nombre Primero Venado, tampoco de “Hacemos Santa Fe”.

Lo que no culminó siendo una sorpresa es la confirmación del avance de la alianza entre el oficialismo y Cambiemos. En todo caso es algo que iba a decantar solo, teniendo en cuenta que la afinidad ideológica es más que evidente (sobre todo con la rama enriquista/chiarelista del oficialismo). Nada cómodo parece ser para un socialismo local bastante desdibujado

No hay dudas que la muerte de Miguel Lifschitz culminó acelerando los tiempos y si bien el radicalismo no terminó de sacar del todo “los pies del plato”, eligió buscar una alternativa intermedia. Así en una rara alquimia se aprestan a presentar candidaturas a nivel nacional con Cambiemos y en lo provincial permanecen dentro del Frente Progresista. Por acá fueron más expeditivos y sumarían a todos, aunque todavía falta cerrar detalles. Entre los que se encuentra los nombres de quienes integrarían la lista de precandidatos para el Concejo y en qué orden, por ahora Juan Ignacio Pellegrini sería el primero y la médica Verónica Ruiz de Cambiemos, la segunda.

Verónica Ruiz es, por ahora, la elegida para ser la segunda en la lista de Primero Venado

De hecho, entre otras cosas para cerrar el acuerdo tienen que resolverse las eternas internas de Cambiemos/ Pro en Venado Tuerto, también en la Provincia. Es más, los cruces de los últimos días de los líderes de Cambiemos a nivel nacional tampoco ayudan.

Lo cierto que la confirmación de esta alianza (perdón por la palabra) convierte a Venado Tuerto a la lógica de la grieta que tanto daño viene haciendo a la realidad nacional. Hasta ahora en el mapa político de la ciudad siempre existía una tercera y hasta una cuarta fuerza con representación legislativa. La conformación del Concejo demuestra esta realidad, hoy el Frente Progresista tiene cuatro bancas, el PJ: tres, Cambiemos: una, Nuevo Horizonte: una, y Venado Renace: una. Pero, por ahora parece que Liliana Rostom y su Nuevo Horizonte,  no va a ser de la partida (la exfuncionaria freyrista hoy está cerca de volver al PJ, sobre todo por su buena relación con Perotti). Venado Renace, en tanto se encuentra buscando una figura que le garantice poder terciar en la polarización.

 “Hacemos Santa Fe”

El lanzamiento de “Hacemos Santa Fe” fue a las apuradas y como dijimos antes extemporáneo. Con el pico de la pandemia haciendo de las suyas, no era momento para realizar dicha presentación, a pesar de que Perotti se cuidó atinadamente de no participar. Pero además ni siquiera logró el cometido de salir en las tapas de los diarios del sábado, el campeonato de Colón le sacó protagonismo (encima el partido final fue casi a la misma hora). Para colmo para acrecentar los contrastes, el mismo día el gobernador de Buenos Aires, Axel Kicillof anunciaba que cerró el contrato para la compra de 10 millones de vacunas.

Es verdad, que los tiempos apuran y que el gobernador necesitaba realizar una manifestación de fuerza dentro de la interna del PJ santafesino, que tiene varios sectores luchando por incluir nombres en las listas. Quedó claro que el por ahora desconocido Roberto Mirabella es la apuesta del mandatario y va a dar pelea por imponerlo, más allá del dedo de Cristina, que podría definir otro nombre. La idea sigue siendo que Mirabella sea el primer candidato a senador nacional y la firmatense María de los Ángeles Sacnun,  la segunda. La composición de la lista de diputados es toda una incógnita. 

De todos modos, habrá que esperar para visualizar el impacto de la movida de Perotti, que claramente busca cierta independencia del poder porteño. Por ahora, logró reunir a la mayoría de intendentes y presidentes comunales detrás, pero algunas ausencias hicieron ruido. Entre ellas la del senador por Rosario Marcelo Lewandowski, hombre importante en la interna del partido debido al caudal de votos que obtuvo en la última elección (logró birlarle la senaduría a un socialismo en Rosario).

Renglón aparte, fue el protagonismo que tuvo el exintendente de Venado Tuerto y actual secretario de Fortalecimiento Institucional de la provincia, José Luis Freyre, en el lanzamiento.

Perotti sabe que en la elección legislativa, que ahora será el 14 de noviembre, se juega parte del futuro de su liderazgo. A él también la muerte de Lifschitz le abrió otra posibilidad. Pero, además tendrá que levantar su performance al frente de la Casa Gris, que hasta hoy luce muy pobre. Encima en estos últimos días otra vez hubo repetidos casos de homicidios en Rosario, la “paz y orden” prometido en campaña está lejos de conseguirse. Más allá que logró que los medios de comunicación no hagan tanto eje en dichos casos.

Además, también en la semana trascendió que Santa Fe respecto a otras provincias se encuentra rezagada en la colocación de vacunas. Por eso ahora el gobernador decidió ponerse sobre los hombros la campaña de inoculación e intentará revertir esos datos.

A la vez con la caja llena (producto del conservador e inportuno ahorro realizado el año pasado) tiene la posibilidad de  incrementar el ritmo de obras en toda la bota santafesina.

Mientras tanto, la oposición tampoco luce en su mejor momento, sin el gran elector que era Lisfchitz, se encuentra enfrascada en lograr conseguir un nuevo líder. Son varios lo que creen que se merecen ese lugar, pero las urnas van a ser quienes determinen esta situación.

Por ahora el Frente Progresista seguirá unido en las elecciones comunales y municipales, pero en las nacionales la cosa se complica. Como dijimos líneas atrás, un sector del radicalismo, pretende jugar en la interna de Cambiemos con la postulación de Maximiliano Pullaro a la senaduría nacional. Claro que no será tan fácil, sobre todo porque en el macrismo no son tan adeptos a darle protagonismos a los radicales (repasar la historia de los cargos otorgados a los radicales en los distintos gobiernos que encabezó y encabeza Cambiemos) y porque además en Santa Fe ya demasiado tienen con las internas propias.

De todos modos, Pullaro y los suyos  ya hicieron un giro en su discurso y lejos de ser el dirigente progresista que parecía ser en otras épocas, hoy luce una narrativa basada en la confrontación (todo es culpa del Kirchnerismo).

Por lo demás, el Frente Progresista parece haber quedado huérfano y le cuesta encontrar una figura con pretensiones de cosechar votos. Algunos empiezan a mirar de reojo al retirado Antonio Bonfatti (por lo menos tiene un alto índice de conocimiento). Pero la apuesta a futuro parece ahora cernirse al eje de los dos grandes intendentes que tiene el Frente Progresista, Emilio Jatón (Santa Fe) y sobre todo, Pablo Javkin (Rosario). Dicho sea de paso, ambos fueron importantes para evitar que el Frente Progresista culmine implosionando del todo.

Así por ahora, mientras el Perottismo intenta construir identidad y unir al PJ santafesino,  el Frente Progresista se dobla (o se desdobla, en todo caso), pero no se rompe. El desarrollo de la pandemia y la postergación de las elecciones son factores que pueden culminar alterando el estado actual de las cosas.

Leave a Reply

https://www.venado24.com.ar/archivos24/uploads/2019/07/ESTEVEZ-BANNER-WEB-OKEY.gif