// ab0e3cb4-c280-446b-a0bc-3a7c604de6be

Informe oficial del jefe de Unidad Regional VIII sobre el nuevo accidente protagonizado por patrullero

Policiales

“Lo de ayer fue un accidente terrible por suerte los chicos ya están bien. Los dos que están internados en el Hospital de Venado están a punto de darles el alta y el otro que está en Firmat está todavía en terapia intensiva, pero mejorando”, destacó el titular de la Unidad Regional VIII, Crio. Marcelo Gómez.

Cabe recordar que ayer a las 6.55 una camioneta pick up S10 de la policía chocó con  las columnas de uno de los transformadores de  la Cooperativa Eléctrica en Chaco e Islas Malvinas y como consecuencia tres agentes resultaron lesionados. Este caso se suma a la ocurrido en la mañana del último 8 de julio una colisión entre dos patrulleros ocurrido en la esquina de Agüero y Moreno  que culminó con la muerte de la oficial de policía de 31 años .

Al respecto, consultado sobre la repetición de los siniestros protagonizados por móviles policiales y la existencia de un protocolo que enmarque las persecuciones policiales, Gómez respondió: “El protocolo existe, si bien todas las situaciones son diferentes, particulares. De todos modos la actuación queda supeditado a la decisión de la persona que conduce el vehículo”. Y agregó: “En este caso lo ocurrido es materia de investigación por parte de la justicia. Esto es: sí se trató de un accidente, si hubo un desperfecto mecánico o una mala maniobra. Eso va a surgir de las pericias”.

20431458_1761587677203453_5262217671044016969_n (1)

Aunque luego el comisario aclaró que el vehículo siniestrado no venía realizando una persecución si no que había acudido al lugar para complementar un operativo cerrojo. Es que otro móvil era el que estaba persiguiendo a un auto  que era conducido por personas sospechosas de ser autores del robo de cubiertas que horas antes se había perpetrado en un predio de camiones ubicado en Ruta Nacional Nº 33.

“El robo fue tipo 5 de la mañana en el galpón de exhibición de camiones  Scania sobre la ruta 33. Ahí un vigilador privado  observa personas extrañas en los vehículos que están frente el negocio y hace distintas maniobras disuasivas pero al escuchar detonaciones de armas de fuego llama al 911 y después constata que faltaban cubiertas. Según detallan eran cerca 7 personas que se movían en un Gol Negro y una camioneta”.

Así posteriormente fue cuando un móvil policial que se encontraba patrullando dentro de su cuadrícula correspondiente en  Venado Tuerto, informa a la central de Policía haber avistado un auto sospechoso y ahí se inicia la persecución a la cual se sumó luego el vehículo que protagonizó el accidente.

Foto: Santiago Córdoba/ FM DALE!

Comentá esta nota!

comentarios

También te puede interesar:

Back to Top