// 000_1489cx

El oficialista Mario Abdo Benítez fue proclamado presidente de Paraguay

América

El oficialista Mario Abdo Benítez fue proclamado presidente electo de Paraguay con 96% del escrutinio completado y una ventaja de 100.000 votos frente al liberal Efraín Alegre, anunció el Tribunal Superior de Justicia Electoral.

Tras la confirmación Abdo Benítez dijo que asume el compromiso de construir un país unido en el que se acabaron las divisiones.

“Nuestra democracia ha dado ejemplo. Retumba en el mundo la noticia de que en Paraguay la democracia se ha consolidado y ha dado un paso adelante para un Paraguay unido y reconciliado”, dijo Abdo Benítez, más conocido como “Marito”.

“Se acabaron las divisiones estériles”, dijo Abdo, de 46 años en su discurso de victoria ante miles de simpatizantes que agitaban banderas rojas y bailaban frente a la sede partidaria.

“Tenemos que construir un país con responsabilidad y seriedad, es lo que espera de nosotros el pueblo paraguayo”, dijo Abdo Benítez en la sede de su formación, el gobernante Partido Colorado, en el centro de Asunción.

“Nuestras diferencias tienen que servir para construir (…) nosotros somos constructores y todos sean bienvenidos quienes quieren construir una patria justa, una patria con equidad, una patria con moral, con instituciones fuertes, independientes”, agregó en sus primeras palabras, recordando también a su padre, quien fue secretario privado del dictador Alfredo Stroessner (1954-1989) y cuya tumba visitó el mismo domingo.

El general gobernó con mano dura Paraguay por espacio de 35 años hasta que fue derrocado por un golpe de Estado que devolvió la democracia al país el 3 de febrero de 1989.

El padre del nuevo presidente fue preso, imputado y procesado por enriquecimiento ilícito hasta que fue finalmente sobreseído.

“No puedo olvidar a mi padre, que fue un gran colorado”, Abdo Benítez, que en esa acto estuvo acompañado por el presidente paraguayo,Horacio Cartes.

“Marito” dijo haber construido un proyecto “con una dialéctica que queremos que se instale en el pueblo: la de la unidad, el compromiso de la reconciliación, el perdón y la integridad”.

El oficialista venció a Efraín Alegre, representante de la Alianza de centro izquierda “Ganar” por un margen de poco más de tres puntos.
Alegre admitió los resultados del conteo rápido de los votos pero advirtió que controlará “voto a voto” el juzgamiento de las elecciones que también deciden el nuevo Congreso y los gobernadores de los 17 departamentos.

La economía y la corrupción fueron dos de los temas que ganaron la escena en los debates entre los principales candidatos. Por caso, “la guerra contra la corrupción y la impunidad” fue uno de los slogans principales que abordó Abdo Benítez.

Mientras que su principal contendiente prometió en su acto de cierre de campaña no hacer “negocios con el Estado como lo está haciendo este gobierno y seguramente lo hará Abdo Benítez”.

Perfil del nuevo presidente
El actual delfín de Cartes, Abdo Benítez tiene 46 años y es tildado con desdén por sus contendientes con el mote de ”bebesaurio”, por ser hijode un estrecho colaborador de Stroessner.

Sin embargo, de cara a las elecciones, “Marito” rechazó las críticas por la cercanía de su familia con Stroessner.

“Me he ganado credenciales democráticas en mi trayectoria política”, declaró al final de la campaña electoral. Pero aunque se distancia de la dictadura recordando que para el momento del derrocamiento de Stroessner él apenas tenía 16 años de edad, en 2006 asistió a los funerales del exdictador, que se exilió en Brasilia.

Abdo dio sus primeros pasos política cuando tenía 33 años. Llegó a ser vicepresidente del Partido Colorado y presidente del Senado y desde allí construyó la disidencia interna que le terminó por arrebatar la candidatura en estas elecciones al delfín del mandatario Horacio Cartes, Santiago Peña. Su ruptura con Horacio Cartes le sirvió para posicionarse ante muchos electores descontentos con la gestión del actual presidente, a quien algunos responsabilizan por la profundización de la pobreza que afecta a casi uno de cada tres paraguayos.

Nacido en Asunción en 1971, “Marito” se casó dos veces y tiene dos hijos de su primer matrimonio. Su segunda esposa, Silvana López Moreira Bo, es nieta de un poderoso empresario de la época de Stroessner, Nicolás Bo Parodi. En el ámbito empresarial, estuvo al mando de dos empresas vinculadas al sector de la construcción, que obtuvieron contratos con Gobiernos regionales de tinte colorado.

Abdo Benítez propone establecer alianzas estratégicas con Brasilmientras que en materia de seguridad y control de fronteras postula el fortalecimiento de la Policía Nacional y de las Fuerzas Armadas. Sobre la educación promueve la cooperación con el sector privado.

 

 

Comentá esta nota!

comentarios

También te puede interesar:

Back to Top