// jerusalen_judios

Argentina no apoya la decisión de Trump de considerar a Jerusalén la capital de Israel

Medio Oriente/Asia y África

Luego de que Donald Trump anunciara que, contra el opinión generalizada de la comunidad internacional, reconocerá a Jerusalén como capital de Israel, la Argentina difundió un comunicado en el que mantiene la histórica postura de considerar a la ciudad sagrada para las tres religiones como zona internacional.  A través de un comunicado de la Cancillería, el Gobierno expresa el “apoyo al régimen internacional de Jerusalén”.

El futuro estatus de Jerusalén es uno de los puntos de disputa centrales en el conflicto entre Israel y los palestinos, y de hecho ayer Hamás, la organización palestina más radical, llamó a la intifada.

Aunque no hace mención directa al mandatario norteamericano, Cancillería remarca también que la “Argentina lamenta medidas unilaterales que pudieran modificar este estatuto especial”.

El reconocimiento de Jerusalén como capital de Israel va, además, en contra de la política seguida por la comunidad internacional, desde donde se oyeron hoy numerosos llamamientos que intentaron evitar hasta último minuto que  el ultra-derechista Trump adoptara esa decisión, debido a su potencial desestabilizador en la región.

La comunidad internacional no reconoce la ciudad como capital del Estado judío porque es una de las cuestiones más espinosas del conflicto y espera que el futuro estatus de la ciudad se defina en negociaciones de paz entre israelíes y palestinos.

Los palestinos quieren como capital de su futuro Estado la parte oriental de la ciudad, ocupada desde 1967 y posteriormente anexada por Israel. El Estado judío, por su parte, reclama la ciudad como su capital indivisible.

El reconocimiento de Jerusalén como capital de Israel y el traslado de la embajada supone el cumplimiento de una promesa de campaña del político republicano, pero también una ruptura con la política seguida por su país en las últimas décadas.

El Congreso aprobó en 1995 una ley que prevé ese traslado, pero hasta ahora todos los presidentes han retrasado su implementación alegando daños a la seguridad nacional y el plazo se va postergando cada seis meses. Trump no lo firmó la última vez.

jerusalen-2584991w620_trump

Foto: arrogante, como cada vez que firma una executive order (decreto) Trump exhibió esta semana su firma estampada en la polémcia decisión

 

El comunicado completo de la Cancillería

El Gobierno argentino entiende oportuno recordar su posición en favor de una solución de dos Estados conviviendo pacíficamente, en forma respetuosa, reconociendo las fronteras de 1967 y el estatus especial de Jerusalén de acuerdo a sucesivas resoluciones de la Asamblea General de las Naciones Unidas.

La Argentina reconoce el derecho del Estado de Israel a vivir en paz junto a sus vecinos, dentro de fronteras seguras e internacionalmente reconocidas, así como el derecho del pueblo palestino a constituir un Estado libre, independiente y viable en base a las fronteras de 1967 y de acuerdo a lo que las partes determinen en el proceso de negociaciones.

Al igual que la mayor parte de la comunidad internacional, la Argentina apoya el régimen internacional especial de Jerusalén, conforme lo establece la Resolución 181 (1947) de la AGNU, así como el libre acceso, visita y tránsito sin restricción a los Lugares Santos para los fieles de las 3 religiones monoteístas (judaísmo, cristianismo e Islam), por lo que Argentina lamenta medidas unilaterales que pudieran modificar este estatuto especial.

Comentá esta nota!

comentarios

También te puede interesar:

Back to Top