// rafa2

Entrevista a Rafael Sevilla: “este extraño ensayo que es vivir”

Cultura

Profesor de letras, con solo 25 Rafael Sevilla encabeza algunos de los talleres literarios con más convocatoria y reconocimiento de la ciudad. En ellos se trabaja sin tapujos con las nuevas generaciones de escritores y se les “falta el respeto” a los clásicos, no para demolerlos, sino para sacarlos del pedestal de solemnidad que los vuelve distantes e “imposibles”.

Organizador de la Cátedra Bailable junto a Lucas Paulinovich, este año convocó a escritores como Martín Kohan y Pablo Ramos y a la periodista mexicana Cecilia González, entre otras figuras de la escritura y la reflexión. La Cátedra se vuelve así un ciclo con presencias que recuerdan las de los tiempos de la Biblio y la Facultad Libre de Venado Tuerto, cuando su tío, Pablo y su papá Marcelo, formaban parte de la troupe de autodefinidos “caraduras” que abrieron la brecha que hoy vuelve ensanchar esta novísima generación.

Aquí, la entrevista de Venado 24.

catedra

Sos, en algún sentido un “heredero”, considerando la participación de tu papá Marcelo y tu tío Pablo en la Biblio y luego la Facultad Libre. ¿Sentís que esta afirmación tiene que ver con tu identidad?

Evidentemente recojo, de manera inconsciente primero y después como un acto lúcido y voluntario, algunas formas de encarar este extraño ensayo que es vivir. La Biblio en sí y esa experiencia que fue la Facultad Libre me hicieron creer en algo: uno con amigos puede hacer cosas increíbles. Como dice uno de los pibes, es preferible perder con amigos que ganar con desconocidos.

Uno va construyendo su identidad con todo esto, con todo lo que sucede y sucedió a su alrededor. Y en un momento se hace inevitable (y necesario) tomarse algunas cosas con más seriedad: la familia, los amigos, la escritura, los asados.

Rafa, resuminos brevemente la propuesta de tus talleres y cuáles estás ofreciendo.

Los talleres nacen como una búsqueda de difundir la literatura contemporánea, la idea de  bajar del pedestal la concepción tradicional de lo literario para hacerla popular. Entender que es cierto, Borges lo escribió todo, pero el todo nunca incluye los márgenes. Y la nueva narrativa argentina problematiza -con palabras de este mundo- la realidad actual desde los márgenes.

Los talleres buscan, además de repensar nuestras formas de leer y escribir, también eso, popularizar la literatura contemporánea, no como un hecho aislado y meramente intelectual, sino como algo que puede ser compartido. En definitiva, sólo permanece lo que se comparte.

Ahora estamos terminando el Taller de verano. En Marzo se vienen los Talleres anuales que serán justamente en la Biblio y tratarán de poner en juego todo esto que venimos hablando. Uno viene funcionando desde el año pasado y otro está abierto para quienes quieran arrancar este año.

También, en conjunto con Lucas Paulinovich, estamos preparando lo que será la Cátedra Bailable en El Galpón: grandes escritores y escritoras (Martín Kohan, Cecilia González, Silvia Hopenhayn, Pablo Ramos, entre otros y otras) que vendrán a compartir sus saberes a Venado.

¿Cómo ves el panorama literario local? ¿Hubo o hay posibilidades –o necesidad– de una literatura “venadense” o del “sur-sur” santafesino, considerando estilos y temáticas? ¿Ha crecido el interés por la literatura en la ciudad respecto de otras épocas? ¿Sentís que se busca una identidad local?

Me parece que apostar por una literatura venadense sería creer que somos sujetos aislados. Sobre todo hoy que estamos conectados hasta la médula. Lo que sí me parece es que las experiencias individuales o aquellas que nos atraviesan como venadenses pueden ser sujetas a lo colectivo.

Venado tiene un potencial cultural enorme. No tiene río, ni mar, ni playa pero tiene una actividad cultural que siempre está estallando. Inclusive, la gente de la Facu Libre de Rosario, la del Corán y el Termotanque, Ciudad Futura, editoriales como Casagrande y movimientos culturales en Buenos Aires, están compuestos por pibas y pibes venandenses. Eso hay que tenerlo en cuenta y pensarlo con detenimiento en algún momento.

Respecto a la identidad de Venado, es evidente que tenemos algo para decir y queremos decirlo y a veces lo logramos. Pero hay una identidad en disputa: la conservadora y la progresista-cultural. Sin embargo ambos sectores reniegan por momentos de esa identidad, la venadense.

Pero todo mito puede desarmarse y cada vez que surgen experiencias innovadoras que le dan vitalidad a Venado esos mitos caen.

rafa_pablo_ramos

Epígrafe: Rafael junto a Pablo Ramos, durante la primera visita de éste a la ciudad, en octubre del año pasado. 

¿Es posible una literatura que no “pase”  por Buenos Aires? ¿Cómo ves el surgimiento de una nueva camada de escritores y editoriales en Rosario?

Por supuesto que es posible. Desde ya, no una literatura aislada pero sí una que moleste desde otros lugares. Eso está sucediendo y hay que celebrarlo.

Inclusive, como decís, el surgimiento importantísimo de editoriales independientes con autores muy interesantes y esa posibilidad de fracturar los grandes circuitos del mercado literario para ingresar por esa fisura nuevos títulos, lo deja en evidencia.

Como sabemos, el mercado absorbe todas las experiencias contraculturales. Eso puede ser tomado como una derrota o como una pequeña victoria que permite una nueva voz para disputar las lógicas desde adentro. Yo creo en esta última.

¿Qué estás leyendo últimamente? Sos joven, y a la pregunta te la tengo que hacer, ¿cómo ves la relación de tu generación con la literatura? Al mismo, tiempo  un lado parece haber una revalorización y renovación de la literatura, ¿sucede lo mismo con los lectores por fuera del círculo chico de “la cultura”?

Últimamente vengo leyendo mucho y lo que leo recomiendo: la poesía de Silvina Giaganti, “Instrucciones para robar supermercados” de Haidu Kowski, “Las aventuras de la China Iron” de Gabriela Cabezón Cámara, “Seres queridos” de Vera Giaconi. También hace una semana me compré un libro de Ber Stinco y otro de Agustina Bazterrica. También le regalé a mi novia (para leerlo yo, por supuesto) otro de Selva Almada. Trato de ir leyendo todo lo que se va publicando, o al menos lo que el tiempo me permite.

Sé que es complicado romper con los grandes nombres, con los clásicos. Más aún cuando alguien recién se adentra en la lectura siempre cae en los mismos autores. Pero a mí me parece que hay que empezar por los contemporáneos, para los clásicos hay tiempo. La nueva narrativa pone tu mundo en jaque, problematiza e invita a seguir leyendo.

Sin embargo, a medida que los nuevos autores empiezan a tener una voz de poder y se establecen como los escritores actuales hay otros que llegan con irresponsabilidad para pelear para que su voz también sea escuchada. Y las irresponsabilidades que permiten no creer sólo en lo posible son las únicas que llevan el mundo a un lugar esperanzador.

rafaaa

La Cátedra Bailable comienza este sábado 19 de Mayo en el Restó del Galpón del Arte, con la presencia de Martín Kohan (mensajes al facebook del evento: “Cátedra Bailable“). Para información sobre los talleres, escribir a sevillarafael@gmail.com.

 

Preguntas (TL)

Comentá esta nota!

comentarios

También te puede interesar:

Back to Top