// indec

Según el Indec, el desempleo cayó al 7,2 por ciento

Sociedad y Política

El ente oficial de investigación demográfica afirma que las cifras de empleo en el país mostraron una recuperación en el final del año pasado comparado con igual trimestre de 2016. Los resultados del cuarto trimestre de 2017 presentan una tasa de desocupación de 7,2%, lo que implica un descenso con relación al trimestre anterior, que fue de 8,3%, según el organismo. “La actividad, empleo y desocupación, en 20 de los 31 aglomerados, se mantienen sin cambios significativos”, sostuvo el organismo.

Fuentes cercanas al Ministerio de Hacienda citadas por el diario oficialista La Nación afirmaron: “Esta es la tasa de desempleo más baja desde que comenzó la serie en 2003. La tasa de ocupación fue 43%, 1,1 puntos porcentuales mayor que un año atrás. Este es el mayor incremento interanual desde que comenzó la serie en 2003″, insistieron. Debe recordarse sin embargo que las mediciones se realizan sobre la población que aún busca trabajo activamente, por lo que no se incluyen aquellas que han dejado de hacerlo. Tampoco diferencia entre las personas que están registradas legalmente y las que no.

Al mismo tiempo, tal como adviritió el sociólogo e investigador del CONICET, Daniel Steinberg, aunque parte de la recuperación del empleo tiene que ver con el mercado formal, lo cierto es que “la mayoría del empleo creado es informal, es decir en negro, o ligado al cuenta-propismo”. 

Siempre según el organismo oficial, en materia de empleo, 2017 ya había cerrado con cifras esperanzadoras: según el anterior dato publicado por el Ministerio de Trabajo, en términos absolutos, el año terminó con 268.000 nuevos puestos registrados, en comparación con 2016. Lo que más se movió fue el sector privado, que aportó 192.200 nuevos trabajadores (entre asalariados registrados, cuentapropistas y personal de casas particulares), seguido por el empleo público (+38.500 nuevos empleos) y por último los monotributistas sociales (+37.300).

Al bucear en la realidad sectorial, la construcción apareció (una vez más) como la gran impulsora, de la mano de una mayor inversión pública que también movilizó la privada. En efecto, del total de contrataciones, los empleos de la construcción significaron el casi el 41% de la creación de empleo. En la comparación interanual, el crecimiento fue de 10,3%, lo que significó 42.600 nuevos trabajadores registrados.

Los otros dos rubros más dinámicos en la creación de empleo fue Actividades inmobiliarias, empresariales y de alquiler, que aportó el 17% del total de nuevos trabajadores registrados y creció un 2,1% en la comparación interanual; y Comercio y reparaciones, que aportó el 12% de las nuevas contrataciones, con un aumento de 12.300 trabajadores (o un 1,1% interanual).

En el otro extremo, el de destrucción de empleo en 2017, se ubicó la industria manufacturera, que fue responsable de 82% de esa destrucción. Si se compara con diciembre de 2016, el último mes del año pasado se registraron 17.600 trabajadores menos. Y si esa comparación se hace respecto del momento que asumió la presidencia Macri, la cantidad de despidos acumulados ronda los 66.100.

Comentá esta nota!

comentarios

También te puede interesar:

Back to Top